domingo, 31 de julio de 2016

Paquito D'Rivera & Chano Dominguez - Quartier Latin




"COCINAR SUEÑOS"
"Compartir escenario con Paquito sería un sueño." Fueron las primeras palabras de Chano Domínguez cuando le propusimos la idea de preparar un concierto junto a Paquito D'Rivera para el Teatro Real. "Va a estar buenísimo, ya era hora de que Chano me diera unas clasecitas de flamenco. ¡Me encanta eso, Chico!" fue lo que nos dijo Paquito cuando se lo propusimos a él. Efectivamente, el magnífico Teatro Real de Madrid organizaba por primera vez desde su apertura como teatro un ciclo de jazz y lo hizo por todo lo alto. Mientras tenían lugar las representaciones de La Bohéme y aprovechando el espectacular decorado que Giancarlo del Monaco había creado para las escenas en la plazuela del Barrio Latino de París, presentamos Jazz en el Barrio Latino que reunió a Ron Carter con JackyTerrason y Russell Malone, a Richard Galliano con Gary Burton, a Dee Dee Bridgewater, y a Paquito D'Rivera y Chano Domínguez juntos por primera vez en un escenario.


A todos los intérpretes les pedimos un pequeño guiño musical hacia ese ambiente parisino en el que se desarrolla la triste historia a la que puso música magistralmente Giacomo Puccini. Paquito acababa de ver en el Metropolitan de Nueva York una Bohéme que le había encantado y nos dijo que haría un arreglo sobre una de las arias. Brenda, su mujer, sugirió la de Musetta. Con esta excelente disposición y con muchísimo cariño, comenzamos a preparar el concierto. Enviamos a Paquito discos y partituras de Chano para que comenzara a familiarizarse con los ritmos flamencos y Chano recibió los temas que Paquito le envió. Seleccionamos los músicos entre los habituales colaboradores de Chano: Mario Rossy, Marc Miralta y Piraña, buenos conocedores del flamenco, el jazz, y la música latina. 


Llamamos a Angá, el grandísimo percusionista cubano que residía en Barcelona, para asegurarnos de que todos los ritmos latinos estuvieran en su sitio. Todos estaban entusiasmados y deseosos de encontrarse, pero además, el hecho de presentarlo y grabarlo en el Teatro Real, sobre los decorados de La Bohéme, le confería un carácter extraordinario, muy estimulante. Quedamos en ensayarlo todo, y decidir el repertorio final, durante los dos días previos al concierto. Cuando comenzaron los ensayos, la primera sorpresa fue descubrir el entusiasmo de todo el personal del teatro.
Enseñaron a los músicos todos los entresijos del edificio, desde el peine del escenario hasta los sótanos, visitaron las salas de decorados, atrezzo, pintura, sastrería, etc. Se pasaron por los ensayos, hicieron fotos y el ambiente no podía ser mejor. Por parte del teatro, todo fueron facilidades y a todos los que participamos en el concierto nos hicieron sentirnos como en nuestra propia casa. Los ensayos estuvieron llenos de humor, bromas y gran generosidad. El concierto comenzó con Angá presentando a Chano, que desciende las escaleras del decorado hacia el piano. 

Chano nos confesó, al terminar el concierto, que al recibirle el público con una enorme ovación, se emocionó de veras. Inicia el concierto interpretando a piano solo varias alegrías compuestas por él y unidas en un solo tema: Por alegrías.
Presenta después a Paquito e improvisadamente éste le propone dedicar el concierto a Tete Montoliú, admirado músico y querido amigo. Lo primero que interpretan juntos, I remember Dizzy de Paquito, es un hermosísimo tema a tiempo medio, sobre el que Paquito traza una delicada improvisación al clarinete en la que introduce elegantemente Saft peanuts y A night in Tunisia, dos señas de identidad de Gillespie, a quién está dedicado. Chano recoge para su solo las notas con las que termina Paquito y mantiene este clima de sosiego y elegancia, muy bien acentuado por las percusiones. Rumba pa' Jerry es una composición de Chano dedicada a Jerry González, que caldeó el ambiente y que muestra lo atentos que ambos músicos estuvieron, captando las mínimas sugerencias. Angá y Piraña, realizan diabluras. Piraña admira el solo de Angá y Paquito no da crédito a los sonidos de Piraña, con la rumba lanzada, por Chano y Miralta, a todo ritmo. Se arranca a bailar. Los tres percusionistas se lo pasan fantásticamente y al terminar, con una frase al unísono, la ovación del público es monumental. 


Ellos chocan cariñosamente sus manos. Debemos aclarar para los oyentes no españoles que van a escuchar este DVD o CD, que en esos días del concierto se había destapado en España un grandísimo caso de corrupción inmobiliaria en Marbella y Paquito, que lo acababa de leer en los periódicos, hace una referencia divertidísima contando que iban a tocar, Marbella blues, dedicada a una amiga de Chano, pero que, como no es el mejor momento, "el horno no está para pastelitos", dice, han decidido cambiarlo .. Las carcajadas de un público cómplice son bien sonoras. Poinciana (1936), de Nat Simon, nos deja intensos solos. El de Chano homenajea a Ahmad Jamal, quién popularizó el tema, el de Paquito lo acentúa y adornan magistralmente Miralta, Angá y Piraña. Rossy, al contrabajo, desarrolla la melodía en todos los registros posibles del instrumento, dando cuenta de su buen hacer.
El Aria de Musetta, es uno de los momentos de mayor refinamiento y delicadeza del concierto. Su interpretación contiene toda la nostalgia, la ternura y la sensibilidad de la composición de Puccini. Blues imaginario, un tema de Chano, cambia completamente el clima y nos lleva a una improvisación sobre acordes contemporáneos de blues. En A mi Padre, una soleá de Chano, Piraña adorna ejemplarmente la preciosa melodía tocando sobre una vasija de barro, y Paquito y Chano nos regalan dos solos bellísimos, llenos de melancolía. Paquito se siente muy cerca de Chano en este tema. Continúan con una trepidante bulería de Chano. Vámonos pa' Cai, en la que Miralta realiza unas variaciones rítmicas que son todo un ejemplo de lo atractivo que resulta el jazz con rítmica flamenca: puro fuego, pura candela, como dicen en Cuba. 

El público rebosa alegría y Paquito presenta a los músicos sobre una melodía de Duke Ellington: Don't get around much anymore (1942), introduciendo de nuevo Salt peanuts para finalizar. Se retiran por el decorado del Café Momus y regresan para interpretar Bruselas en la lluvia, un maravilloso bolero de Paquito dedicado a Toots Thielemans donde la elegancia de Chano y Paquito está en todos los rincones. De pronto Paquito y Chano improvisan a piano y clarinete: "¿En que tono estamos?" Pregunta Chano. "En el que tú quieras," respondePaqulto muerto de la risa y siguen improvisando. Se retiran de nuevo por el Café Momus pero el público no deja de aplaudir y los músicos se lanzan sobre la alegre Rumba marina con intervenciones de Chano y Paquito. Cuando le toca el turno a Miralta, se evidencia la complicidad con Piraña y Angá que juntos han coloreado magistralmente todo el concierto. 

Si en su inicio Paquito y Chano se lo dedicaron a Tete Montoliú, desaparecido hace diez años,
todos los participantes en este concierto queremos dedicar esta grabación a Miguel Angá Díaz, fallecido unos meses mas tarde, el 10 de agosto, en su casa de Barcelona, con solo cuarenta y seis años, que dejó tres hijas e infinidad de proyectos por realizar. Había publicado su primer disco Echu Mingua unos meses antes y era, además de un maestro de la percusión, una excelente persona, a la que vamos a echar mucho de menos. Los músicos y productores de este proyecto queremos agradecer al Teatro Real y a la productora Opus Arte que se edite esta grabación, donde el jazz ha sido el lugar por donde han paseado elegantemente la rumba, el blues, la bulería, el bolero y la soleá y con los que hemos podido "cocinar" nuestros sueños. _Javier Estrella  (Productor asociado, Director del Festival del Jazz de Madrid )




 Paquito D'Rivera & Chano Dominguez  - Quartier Latin (2009)

Temas:
01. Por Alegrías (Alegrías)
02. I Remember Dizzy (Bossa)
03. Rumba Pa' Jerry (Rumba)
04. Poinciana
05. Aria De Musetta
06. Blues Imaginario (Blues)
07. A Mi Padre (Soleá)
08. Vamonos Pa' Cai (Bulería) / Don't Get Around Much Anymore
09. Bruselas En La Lluvia (Bolero)
10. Rumba Marina (Rumba)

Musicos:
Piano – Chano Domínguez
Saxophone, Clarinet – Paquito D'Rivera
Percussion – Angá Díaz
Drums – Marc Miralta
Bass – Mario Rossy
Percussion [Flamenco Percussion] – Israel Suárez "Piraña" 

1 comentario :

  1. Excelente disco!
    Muchas gracias por compartirlo Chumacera.

    ResponderEliminar

El jazz latino es una vertiente del jazz que combina melodías africanas y latinas.Las dos principlaes categorías del Latin Jazz son la Brasileña y la and Afro-Cubana.El Latin Jazz Brasileño incluye el bossa nova y la samba. El Jazz Afro-Cubano incluye salsa, merengue, songo, son, mambo, bolero, charanga y cha cha cha El Latin Jazz se originó a finales de los Años 40 cuando Dizzy Gillespie y Stan Kenton comenzaron a combinar el ritmo y la estructura de la música Afro-Cubana, ejemplificada por Machito y sus Afro-Cubanos, con instrumentos de jazz.En comparación con el Jazz Americano, el Latin Jazz emplea un ritmo fijo, parecido al ritmo swung. Latin Jazz raramente emplea un compás tocado en cuatro, pero usa una forma de clave. La conga, el timbal, güiro, y claves son instrumentos de percusión que contribuyen al sonido Latino.La Samba se origina en la música Afro-Brasileña del siglo XIX tal como el Lundu. Emplea una forma modificada del clave. El Bossa Nova es una música híbrida, que utiliza algo del ritmo de la Samba pero influenciada por música Europea y Estadounidense desde Debussy a US jazz. El Bossa Nova se origina en los Años 60, principalmente por los esfuerzos de los brasileños Antonio Carlos Jobim, João Gilberto, y el estadounidense Stan Getz. Su canción más famosa es Garota de Ipanema (La Chica de Ipanema), cantada por Gilberto y su esposa, Astrud Gilberto.
De donde viene el nombre de L'Ostia???

A inicios del siglo XVIII los vecinos de la Barceloneta se quejaban porque el cierre de los portales les hacía difícil asistir a las funciones de noche, puesto que cuando salían del teatro (Principal de la Rambla) no podían volver a casa porque encontraban cerrado el portal de Mar. Las autoridades militares accedieron a cerrar el portal de Mar media hora despues de que terminase la función del teatro, dos días a la semana que quedaron fijados.
Este horario extra fue calificado de "La Hora de L'Ostia", en alusión al nombre humorístico de L'ostia que se aplicaba a la Barceloneta.
Hay otra versión puritana relativa al origen del nombre "Ostia" dado a la Barceloneta, que recordaba que este mote quería decir Puerta en latín y puesto que el barrio fue hecho extramuros, era una especie de puerta marítima de Barcelona. Es posible que el origen de la denominación fuese un juego de palabras, pero lo que es indudable es que a nivel popular, cuando se decía que la Barceloneta era l'Ostia, se decía en un tono muy poco latín, mas bien referido a la composición eminentemente obrera i a la constante agitación política del barrio.
Fuente: Joan Amades. Historias y leyendas de Barcelona.

No confirmado. Un carguero italiano de la ciudad de Ostia que transportaba madera naufragó y los marineros y tripulantes estuvieron viviendo en barracas en la playa durante unos años hasta que fueron rescatados y devueltos a su ciudad.

.

.

Mi lista de blogs